Pistoletazo de salida para la temporada de mangos en Senegal

Escrito en .

Ha comenzado de nuevo: en Senegal, en esta época del año hay mucha actividad en los campos y en la planta de envasado. Ya se están recolectando los mangos maduros y preparando para su transporte hacia Duisburgo (Alemania).

A pesar de la crisis mundial por la COVID-19, este año cuelgan numerosas frutas de los árboles de hoja perenne de los pequeños agricultores. Esto implica que contaremos con una cosecha larga y fructífera hasta el final de la temporada en agosto. Los primeros mangos senegaleses se cargaron para el transporte, ya han llegado a nuestras instalaciones en Duisburgo y están preparados para su venta.

Consecuencias de la COVID-19 
Nuestro empleado David Buitenhuis visitó el año pasado Senegal y, desde allí, acompañó la carga presencialmente. Este año, por motivos de seguridad, se mantiene en contacto con Amacodou Diou, director general de Buur Sine, por teléfono y mensajería.

«En Senegal, en estos momentos, solo puede haber hasta un máximo de 30 personas en un mismo espacio cerrado», nos cuenta Diouf. «Por eso, para mantener la normativa de seguridad, hemos decidido cambiar la jornada de trabajo en la planta de envasado a un solo turno de ocho horas». Además, se sigue proporcionando a los empleados ropa de trabajo y, por supuesto, equipos de protección para la boca y la nariz.

Los pequeños agricultores y los empleados de la cooperativa Buur Sine no cuentan con una red de ayuda estatal como los agricultores de Alemania, por lo que, nuestros cultivos de fruta son más importantes que nunca para la población local. Los empleados y las empleadas de allí sienten una verdadera pasión por su trabajo y han logrado que los contenedores emprendan su camino hacia Europa.

Los mangos de BioTropic listos para el consumo
Los pequeños agricultores senegaleses cultivan de manera exclusiva la variedad Kent para el comercio exterior. Las frutas de tamaño medio y forma redondeada presentan poca cantidad de fibra y son muy aromáticas. «En comparación con los de otras procedencias, los mangos senegaleses cuentan un trayecto de transporte relativamente corto desde el árbol hasta Duisburgo. Por eso, pueden conservar su aroma intenso», explica David.

En Duisburgo (nuestra sede de BioTropic), sometemos los mangos bio a un proceso de maduración posterior óptimo para que el aroma y el contenido en azúcar se desarrollen de la mejor manera posible. Nuestra máquina clasificadora de mangos se encarga de cumplir con el resto de los estándares de calidad. Allí, se revisa cada pieza de fruta y se clasifica de manera individual según su tamaño y grado de madurez. El resultado: el mango de BioTropic perfecto listo para su consumo.

Según la temporada, los mangos bio de BioTropic proceden de Burkina Faso, Ecuador, Costa de Marfil, Malí, Perú y, en estos momentos, de Senegal. La próxima temporada comenzará en España. Gracias a que los mangos se cultivan en diferentes países y a las diferentes temporadas de cosecha, los mangos están disponibles en BioTropic durante todo el año.

Texto: Visnja Malesic
Imágenes: BioTropic GmbH
Fecha de actualización: Junio 2020

Imprimir